Suelos de cemento pulido en formato de baldosas

Suelos de cemento pulido en formato de baldosas

Muchas veces hemos hablado en nuestro blog del cemento pulido y el microcemento. Este curioso material se emplea habitualmente para pavimentos, aunque también sirve para paredes, lavabos, encimeras de cocina y todo ese tipo de superficies. Uno de los problemas que presentan estos pavimentos es que con el tiempo y los cambios de temperatura (e incluso con los imperceptibles movimientos de las edificaciones), los suelos de cemento pulido terminan a veces agrietándose. Ahora mismo acaba de salir al mercado una solución perfecta para evitar esto y además, facilitar la instalación de los suelos y su reparación.

Estos suelos de baldosas se colocan como cualquier pavimento cerámico, lo que hace que su instalación sea mucho más sencilla. No es necesario establecer las juntas de dilatación o perimetrales necesarias en los pavimentos de cemento, ni tampoco proceder luego a su pulimentado con la máquina. Además, son también más resistentes a los rayones y las manchas.

Se trata de suelos de baldosas de cemento pulido, en formatos de 100 x 100 cm, que ha comenzado a distribuir la firma de cerámicas Álvaro Guadaño.
Las baldosas no se cuartean ni se resquebrajan, y si alguna se deteriora se pueden picar y levantar para sustituirlas por nuevas, de forma que el pavimento quedará de nuevo perfecto. Su gran tamaño aporta una sensación de continuidad, a lo que ayuda la ausencia de juntas en la colocación del pavimento. Las baldosas están disponibles en distintos colores y su precio oscila entre los 92 y los 99 euros por metro cuadrado, aproximadamente.

Más información:
Alvaro Guadaño.
Imagen: Soladecor.

¿Quieres presupuestos para un trabajo como este?

SIN COMENTARIOS

Deja un comentario