Fontaneria

0

En muchas ocasiones, nos esmeramos por mantener siempre la casa en orden y que todo se encuentre limpio, pero sin embargo a veces descuidamos a nuestro asistente primordial en la cocina el fregadero, el cual le puedes dar mantenimiento de forma sencilla y así evitar llevarte una sorpresa o en este caso llamar al plomero para que te ayuden con tu emergencia.

Cada consejo que te daremos es sencillo de seguir y te dará resultados efectivos en poco tiempo.

Lo único que necesitas tomar en cuenta, es seguir las instrucciones al pie de la letra.

Además de limpiarlo con una toalla o productos de limpieza caros en su superficie, los fregaderos pueden durarte el doble de vida útil si los limpias de la forma correcta.

Procura siempre limpiar las tuberías de forma exterior, puede ser que en ocasiones se acumule humedad, la cual llegue a dañar la estructura del fregadero.

Para esto se recomienda limpiar al menos una vez al mes, la acumulación de polvo, basura o humedad que te puedas encontrar a la hora de limpiar.

Además de esto se recomienda limpiar la boquilla por donde sale el agua, este es uno de los sitios, donde más se acumula suciedad y hongos.

Si no lo limpias de la forma correcta puedes contraer enfermedades.

Además de esto se recomienda limpiar las perrillas y verificar que nunca se encuentren restos de comida, dado que esto trae insectos y bacterias.

Además de este tipo de limpiezas, se recomienda siempre limpiar las tuberías de forma interna, no es necesario llamar al plomero o invertir en productos caros, puedes calentar medio litro de vinagre blanco, junto con unas cuantas gotas de cloro, cuando se encuentre hirviendo deberás de verter la vinagre en el fregadero, para que se dé una limpieza profunda en las tuberías.

Esto se recomienda hacerlo al menos cada 15 días, para evitar cualquier atasco de comida o de grasa.

  • Protege tu fregadero

Además como otros de los puntos que puedes considerar, es proteger el fregadero de objetos muy calientes, restos de grasa, comida y desperdicios.

Recuerda que el fregadero es tu ayudante principal en la cocina, tenerlo descuidado o lleno de humedad, va hacer un corto plazo que lo tengas que cambiar o en este caso contraer una serie de enfermedades que pueden afectar seriamente tu salud.

0

fontanero

Los problemas más comunes en casa se encuentra en el fregadero. Muchas veces nos descuidamos y tiramos los restos de comida pensando que  nuestas tuberías podrán con todo ello, pero no es tan así .

Cuando vemos los primeros indicios de que el agua del fregadero no se va, creemos que es temporal y que se solucionará solo, sin embargo, mientras más pasa el tiempo el problema persistirá y se intensificará. Es allí cuando llamamos al fontanero.  

0

Si hablamos de teflón, siempre lo asociamos a la base antiadherente de sartenes de cocina. Pero lo cierto es que este material, por sus propiedades aislantes y su gran resistencia, es un gran aliado en la fontanería, para evitar las fugas en las cañerías y que estas sean estancas.

El teflón para fontanería suele presentarse como cintas adhesivas de diferente grosor, que se ligarán a las juntas entre tuberías, grifos, y llaves de paso, con la finalidad de conservar el estado de las tuercas y prevenir un posible goteo. La anchura del rollo de la cinta de teflón variará en función de nuestras necesidades, existiendo cintas de mayor grosor especialmente indicadas para tuberías y caños de gran envergadura.

Este material es muy resistente a las altas temperaturas, a la humedad, y puede mantener sus propiedades inalterables durante bastante tiempo. Para favorecer un perfecto sellado de la cañería, los especialistas recomiendan no superponer diferentes capas de la cinta, si no repartirlas uniformemente a lo largo de toda la junta del tubo. Por norma general, serán necesarias unas 25 vueltas para lograr un perfecto acabado.

Imagen Traxco.es

 

 

Uno de los problemas domésticos más habituales son las cañerías atascadas. Esto ocurre, especialmente, si la vivienda cuenta con muchos años. No obstante, este problema puede solucionarse con los productos químicos de amplia gama existentes en el mercado, junto con un conjunto de herramientas auxiliares que deberás tener a mano si no quieres que este problema no se transforme en un quebradero de cabeza, tales como un simple desatascador.

Sea cual sea el producto que vayas a utilizar para desatascar tu cañería, recuerda que es recomendable utilizar guantes y gafas protectoras, a la par que leer atentamente las instrucciones del fabricante. Un mal uso de estos potentes abrasivos podría dañar severamente la tubería, provocando males mayores que requerirían de un mayor desembolso.

Los remedios caseros también son un recurso útil y de gran presencia en nuestros hogares. Por ejemplo, el empleo de levadura química vertida en el sumidero, junto con vinagre y agua caliente, son una receta simple que te ayudará a disolver la grasa y otros residuos que provocan estas molestas averías.

Pero tan importante como la solución, es ser precavido. Si ya has pasado por la mala experiencia de tener una tubería atascada, tal vez debas tomar nota de estos consejos, para que lo vuelva a ocurrir:

-Periódicamente, verter una olla de agua caliente por la tubería. Esto ayudará a disolver la grasa de la misma.

No viertas aceites ni, por supuesto, restos de comida por el fregadero. La acumulación paulatina de los residuos es la causa  de los atascos. Un aparato bastante útil es un tritutador de desechos: reducirán los desperdicios a partes muy pequeñas y tendrás menos problemas.

-Los papeles gruesos o de higiene íntima no deben ser nunca tirados por el desagüe. La celulosa de estos es especialmente resistente, y puede interrumpir el correcto funcionamiento del sistema.

-Y , por supuesto, nunca verter productos químicos o especialmente densos por el desagüe. Es preferible introducirlos dentro de una lata, y llevarlos a su depósito correspondiente.

Imagen: Hogarutil.com

 

 

 

El ahorro de agua es algo que en TuManitas tenemos muy presente, así como todo aquello que tenga que ver con la sostenibilidad, las energías renovables y la ayuda al medio ambiente. Eso es algo que todos los seguidores del blog sabéis, sin duda, y por eso hoy voy a hablar de una novedad que contribuye a este ahorro de agua mencionado, con la incorporación al mercado de unos grifos muy especiales de la firma Geberit.

Se trata de unos nuevos grifos electrónicos que responden al nombre de Hytronic, y que además de ahorrar agua aportan una máxima higiene al usuario. Esto los hace perfectos para ser colocados en establecimientos públicos y muy concurridos, como por ejemplo bares y restaurantes, hoteles, gimnasios, centros de salud… Eso sí, también son aptos para los hogares que quieran conseguir la máxima limpieza y un importante ahorro de agua.

Esstos grifos permiten que los usuarios se laven las manos sin necesidad de tocar ninguno de los componentes (con lo que se evita la transmisión de enfermedades), son resistentes a actos vandálicos, no requieren mantenimiento y detectan automáticamente la presencia de las manos bajo el grifo, con lo que el agua sólo fluye cuando es estrictamente necesario. La avanzada tecnología “libre de contacto” de los grifos HyTronic185 y HyTronic186, con control de detección de usuarios por infrarrojos, permite la activación automática de la descarga del agua, el preajuste de la temperatura del agua a través del mezclador interno y la previa limitación del caudal.

Estos dos atractivos grifos son fáciles de integrar y además pueden activarse con conexión a la red eléctrica o sin ella, gracias a la alimentación por medio de una batería. Por otra parte, el cuerpo de los grifos está fabricado de una sola pieza, lo que asegura que los sofisticados componentes electrónicos del interior del sistema queden totalmente aislados del agua y, por lo tanto, libres de corrosión. Todo ello pensado para conseguir el equilibrio óptimo entre calidad, higiene y economía.

Más información:
Geberit.

0

En el blog de TuManitas, la semana pasada tuvimos el placer de asistir a la presentación de un sistema que está llamado a revolucionar el mundo de los electrodomésticos. Se trata de un sistema llamado Smart Diagnosis, que todas las lavadoras de LG incorporarán a partir del mes de mayo. La idea es realmente brillante: es un sistema mediante el cual, el propio electrodoméstico comunica por teléfono móvil qué es lo que le ocurre al servicio de atención al cliente de LG. Increíble, ¿verdad?

Pues es cierto. En la presentación pudimos ver una demostración in situ (fingida, eso sí, pero similar a lo que ocurre en la realidad). Cuando la lavadora deja de funcionar, el usuario sólo tiene que llamar al teléfono de atención al cliente. Después hay que pulsar un botón de la lavadora; se iluminará una pantalla. Para terminar, se coloca el móvil frente a la pantalla. La lavadora comienza a hacer una serie de sonidos, que llegarán al servicio de atención al cliente de LG.

Estos sonidos son entonces descodificados en el centro, que averiguarán así lo que le ocurrre a la lavadora. En muchos casos, sobre todo cuando acabamos de aquirir el electrodoméstico, cometemos “errores de principiante” fáciles de arreglar. Que nos pueden suponer el desembolso de la visita del técnico, y total, para nada. Con este sistema eso ya será cosa del pasado, y todo lo que nosotros mismos podamos solucionar lo sabremos de inmediato: si a la lavadora no le entra agua, si la puerta se ha quedado abierta, si el filtro está atascado…

La nueva era de los electrodomésticos inteligentes está llegando…

Más información: LG Electronics España.

0

Bueno, la pregunta tiene una respuesta fácil e inmediata: llamar al fontanero o acudir a los profesionales de TuManitas, que están disponibles para cualquier trabajo que se les plantee. Pero como se trata de un arreglo bastante simple, probablemente a muchos “valientes” les interese saber que en ocasiones lo pueden reparar ellos mismos con herramientas sencillas y un poco de cuidado.

Primer consejo: cerrar las llaves de los latiguillos que llevan el suministro de agua al grifo. También se puede cerrar la llave de paso general. Otro truco práctico, si nunca se ha hecho un trabajo semejante, es fotografiar cada paso del desmontaje para ver luego cómo van colocadas las piezas en caso de confusión. Y además, para evitar rayar la superficie cromada con las herramientas, ¿qué tal si envolvemos la zona donde vayamos a intervenir con un trapo?

En primer lugar hay que retirar el cabezal del monomando, que es la pieza que lleva la palanca que acciona el grifo. Puede ser que esté atornillado; hay que quitar los tornillos y quizás, hacer palanca para que salga. Los grifos monomandos funcionan mediante dos discos cerámicos, que conforman un cartucho; cuando se deslizan unos sobre otro, dejan salir el agua o interrumpen su curso. Si se deterioran o desgastan, el caño del grifo termina por gotear.

Para solucionar el problema, retiraremos la pieza que fija el cartucho al grifo quitando el tornillo que la sujeta y sacaremos el cartucho. Hay que llevarlo a una tienda de suministros de fontanería para conseguir otro similar; para terminar, bastará con limpiar el interior del monomando a fondo y volver a colocar el cartucho, siguiendo los pasos que hemos llevado al desmontarlo (¡Qué bien vendrán ahora esas fotos…!).

Imagen: Monomando Trazzo de Gamma.

0

A los profesionales del ramo, poco les voy a contar acerca de cómo hacer su trabajo; es decir, cómo instalar las tuberías de suministro y circulación de agua caliente sanitaria (ACS) por la vivienda. Pero sí hay muchos particulares a quienes les interesa saber cómo se debe hacer este tipo de instalaciones, y desde luego estoy convencida de que es algo que todos deberíamos conocer si vamos a hacer una reforma en la red de fontanería de nuestra casa. Si sabemos cómo debe ir la instalación de forma general, podremos comprobar los trabajos antes de que se tapen las rozas y evitar así futuros problemas.

Como hemos mencionado en otras ocasiones, los tubos por los que circula el agua potable pueden ser de cobre o de materiales plásticos. Cuando las tuberías de la instalación discurren paralelas, las de agua caliente deben ir siempre por encima de las de agua fría; y para que el calor no afecte a ésta, la separación entre los circuitos debe ser de por lo menos 4 centímetros.

Las tuberías y los dispositivos que las anclan a la pared deben contar con sistemas dilatadores para que los materiales no se vean afectados por los movimientos, expansiones y contracciones que provocan los cambios de temperatura. También se aconseja instalar dilatadores en los tramos rectos. Adenás, si nuestro sistema funciona con un termo eléctrico, éste deberá disponer de un sistema anti-gérmenes.

Para finalizar, si en nuestra vivienda en tramo de la red que llega hasta el punto de consumo más alejado de la caldera o termo alcanza o supera los quince metros, entonces será obligatorio instalar también una red de tuberías de retorno.

Imagen / Jcheng.

Son las dos estancias que más se suelen reformar a fondo, y además, con el paso del tiempo han cobrado un increíble protagonismo. Si antes el baño era un simple lugar de aseo, y la cocina sólo era para eso, para cocinar, hoy día los baños son casi auténticos spas y zonas de relajación, mientras que las cocinas dejan espacio para comer o reunirse, y muchas veces lo comparten directamente con el comedor. La importancia de ambos espacios ha hecho que actualmente, las soluciones decorativas y funcionales se multipliquen para lograr resultados espectaculares.

En materia de fontanería, hay que saber que la normativa actual prohíbe el empleo de materiales como el plomo o el hierro galvanizado en las instalaciones de ambas estancias. Actualmente lo que se usa es el cobre, que poco a poco va cediendo terreno a los materiales plásticos, que ya hemos tratado alguna vez en nuestro post. El PVC, por su parte, es el protagonista de las redes de saneamiento. En tuberías de gas también se usa el propileno.

A la hora de instalar los sanitarios en el cuarto de baño, vigilaremos que el WC esté lo más cerca posible de la bajante; si lo situamos a más de cuatro metros, podría dar lugar a importantes atascos. La tubería que parte de la taza debe llevar siempre una ligera inclinación hacia la bajante para facilitar la eliminación de las aguas fecales; esto puede implicar el tener que subir ligeramente el pavimento.

En materia de electricidad, no hay que olvidar que debemos respetar siempre (y digo siempre) las medidas de seguridad y distancias establecidas entre los puntos de luz, los enchufes y las tomas de agua, para evitar peligrosos accidentes y descargas. Las zonas del dibujo (fuente e imagen: securibath.com) 1, 2 y 3 corresponden al espacio peligroso (donde no se deben poner puntos de luz ni enchufes), el espacio de protección (con restricciones) y al espacio libre, respectivamente.