electricidad

 

A diario manipulamos aparatos, electrodomésticos y enchufes conectados a la corriente. Su uso cotidiano hace que subestimemos la importancia de ser cautelosos con ellos. Este post de TuManitas.com pretende apuntar unas pautas básicas, necesarias para el mantenimiento de la instalación y que reducirán notablemente el riesgo de accidentes. ¡Toma nota!

Una cuestión primordial: si pretendes realizar cualquier tarea en materia de electricidad, deberás cortar la corriente eléctrica de toda la vivienda. Los cables deben estar en buen estado: si encuentras un cable pelado, aíslalo con cinta aislante y sustitúyelo en cuanto sea posible. Un cable en mal estado puede ser especialmente peligroso si es manipulado y, en el caso de que entre en contacto con otro, puede generar chispazos.

La gravedad del accidente eléctrico aumenta cuántos más electrones circulan, es decir, a mayor intensidad de correinte, mayor es el riesgo. Por ello, cae diferenciar tres zonas que delimitan la peligrosidad:

Zona exterior: Todo aquello que queda en un umbral alejado del contacto del agua.

Zona de protección: Se pueden instalar enchufes de seguridad.

Zona de prohibición: Bañera, ducha, pila…todo aquello que conlleve una circulación de agua. Queda terminantemente prohibido instalar aparatos aquí.

Por último, es especialmente importante que, frente a cualquier arreglo que quieras hacer, cuentes con herramientas y material homologado. Tijeras, material aislante y alicates serás los elementos imprescindibles en tu caja de herramientas si deseas llevar a término estos trabajos.

 

 

 

0

Agosto llega a su fin y llega la temida vuelta al cole o, como los profesionales entienden, una adaptación de la cuesta de enero aplicada a la época otoñal. Y es que cada vez que llega septiembre, entre gastos y desembolsos, hay que agudizar el ingenio para ahorrar más en lo que nos sea posible. Como no podía ser de otro modo, en el blog de TuManitas queremos darte algunos consejos para que las facturas de luz se reduzcan y andes más holgado. Toma nota de estos trucos:

El aislamiento, un factor clave

Puede que en casa tengas un buen aire acondicionado o calefacción, pero ¿te has preguntado cómo andas de aislamiento?. Un buen sistema puede suponer un ahorro considerable en tu factura de luz. Ah! Si no puedes evitar encender  la calefacción, recuerda que la máxima no debe superar los 20 º.

Que la lavadora no limpie tu bolsillo

¿Sabías que un 70 % de la energía que consume una lavadora está destinada a calentar el agua?: Elige,  pues, un programa de lavado en agua fría. Además, selecciona ciclos cortos de lavado y lo notarás a final de mes.

Lo que te puedes ahorrar con el frigo te dejará helado

El frigorífico es uno de los electrodomésticos que más energía consumen, pero hay diversos trucos para no pasarse de la raya:

-No introduzcas alimentos calientes en la nevera, espera a que se enfríen y gastarás menos energía. Tampoco lo abras inutilmente para ver qué hay. Existe lo mismo que hace 5 minutos…

-Mantén la parte trasera siempre limpia de escarcha. Enfriará más y mejor con la misma energía.

– Comprueba que cierra herméticamente.

Para elegir bien, hay que tener luces…

Por último y no menos importante, vamos al caso de las bombillas. Sustituye las bombillas convencionales por lámparas eficientes y mantenlas siempre limpias, para no bloquear la luz que emiten. Así, no sólo ahorrarás energía, si no que aportarás tu granito de arena para conservar el medio ambiente.

Imagen: Afindemes.es

 

Hoy nos destapamos con una nueva entrada de nuestra sección dedicada a los “manitas” caseros más apañados, que lo mismo saben arreglar un roto que un descosido; algo que, en tiempos de crisis, es una auténtica habilidad… Y para los trabajos más complicados, también es de personas inteligentes saber buscar los presupuestos más ajustados; y nadie como TuManitas para echarnos una mano en ese sentido. Dicho esto, hoy vamos a tratar dos temas muy interesantes: recuperar marcos de ventana de aluminio con pintura y calcular las necesidades eléctricas de una vivienda.

Pintar marcos de ventana de aluminio: es una buena idea si el acristalamiento es lo suficientemente aislante, pero los marcos son feos y poco decorativos. En primer lugar hay que colocar cinta de carrocero en los cristales y la pared; si las hojas de la ventana se pueden desmontar (como las de las correderas), mucho mejor. Después aplicaremos sobre los marcos bien limpios una mano de selladora sintética con rodillo de esmaltar (espuma o pelo muy corto), del ancho adecuado. Cuando esté seca, tendremos que dar dos o tres manos más de esmalte-laca satinado del color que nos interese y retirar inmediatamente la cinta. ¡Listo!

Calcular la potencia eléctrica de una vivienda:
muy sencillo: basta con anotar la cantidad de electrodomésticos que hay en la casa, cuál es la superficie en metros cuadrados y añadir el sistema de calefacción si es por electricidad. La potencia nunca será inferior a 5750 V a 230 W, que es el mínimo obligatorio. Luego se puede ampliar según los electrodomésticos y la calefacción; una vivienda con lo básico necesitaría unos 4,6 kW de potencia, pero si hay también lavavajillas, campana, horno eléctrico, vitro y secadora, puede llegar a necesitarse hasta 7 kW de potencia contratada.

Imagen: Gealan.

0

Ya os podréis imaginar que este post no está dirigido a los profesionales del ramo, ya que si alguien sabe sobre electricidad son ellos, y los demás somos (si llega) simples aficionados. Pero como el saber no ocupa lugar, hoy vamos a echar un vistazo a algunos aspectos de las instalaciones eléctricas y las herramientas empleadas para arreglar “chispazos” y cortocircuitos. En concreto, voy a centrarme en dos útiles imprescindibles para cualquier manitas de los cables: el voltímetro y el buscapolos; y también vamos a echar un vistazo a los cables de las instalaciones para exterior.

Seguro que todos habréis tenido en vuestras manos alguna vez un buscapolos, aunque sólo sea porque siempre aparece algunos en los típicos maletines de herramientas. Se trata de un destornillador transparente con una bombilla dentro. Su uso es muy simple: si introducimos la punta en un enchufe y la luz se enciente, es que dicho punto lleva electricidad; y si lo que tocamos es un cable de la instalación eléctrica, la luz se encenderá si es un cable de fase. El voltímetro es algo más complejo y sólo lo suelen emplear los profesionales. Tiene varias posiciones: la de voltímetro (también llamado polímetro) propiamente dicha indica la tensión de un circuito y detecta las fases, mientras que la de amperímetro se establece enchufando las clavijas en serie, y nos indica la intensidad de la corriente.

Y ahora, vámonos al jardín. Una instalación eléctrica para exterior no es como las de interior; los materiales deben ser especiales para resistir las condiciones atmosféricas y evitar accidentes. Las cajas han de ser estancas y con tapa abatible, y por supuesto, estar homologadas. Los enchufes y luces deben tener su propio diferencial en el cuadro de distribución; y si los cables son subterráneos, serán del tipo NYY. Si no los encontramos, otra opción es usar cable gris con revestimiento de PVC tipo NYM. Una red eléctrica por el suelo ha de estar ubicada a 60 cm de profundidad (80 cm para paso de vehículos), y ha de señalizarse con una malla plástica naranja sobre ella.

Imagen: Kalipedia.

Mucho se está hablando últimamente de las energías renovables, sobre todo teniendo en cuenta toda la nueva normativa que se implantó a partir del año 2007, en la cual se obligaba a instalar paneles solares térmicos y fotovoltaicos en todos los edificios de nueva construcción. Polémicas aparte, hoy me voy a centrar únicamente en el uso doméstico y particular de la energía solar fotovoltaica, y ver si merece la pena su instalación o no. La pregunta es: ¿sale rentable colocar una instalación solar fotovoltaica en una vivienda para generar electricidad para uso doméstico?

En principio, las instalaciones son de dos tipos: aisladas o conectadas a la red. Las instalaciones aisladas son adecuadas para edificaciones que no pueden conectarse a la red general, como casas de montaña, refugios, explotaciones ganaderas y similares. En estos lugares puede resultar ventajoso disponer de este tipo de sistemas, aunque suelen necesitar el apoyo de un generador auxiliar. Pero son las instalaciones conectadas las que resultan más interesantes, ya que las compañías eléctricas están obligadas a comprar el excedente de la energía generada por el sistema solar, a un precio que ronda los 0,34 kW/hora.

Haciendo números, una instalación de energía solar fotovoltaica para una familia de entre tres y cuatro miembros puede salir por alrededor de 23.000 euros, una inversión bastante considerable. La instalación se amortiza, según los expertos, transcurridos unos 7-10 años, y su duración ronda los 30-40 años, así que en principio sí que parece rentable. Además, la energía solar es limpia, ecológica, silenciosa, gratuita e inagotable. Merece la pena plantearse la opción si disponemos del presupuesto.

Encontraréis toda la información acerca de estos sistemas, normativa y subvenciones en este excelente documento publicado por el IDAE (Instituto para el Desarrollo y el Ahorro de la Energía)

Imagen: GrupoSolTsoi.

1

La nueva colección de interruptores Vintage de FEDE, serie Corinto, es una propuesta para vestir las paredes con interruptores únicos embellecidos con la tecnosuperficie DuPont™ Corian® (en los colores Aurora, Black Quartz y Pompeii Red). Si al principio este tipo de material, una amalgama de resinas, cuarzo y otros elementos, únicamente se utilizaba para encimeras de cocina, hoy dia ha llegado a casi todos los aspectos de la decoración. Y ahora le ha tocado el turno al campo de la iluminación, concretamente a los interruptores.

Es interesante para arquitectos y diseñadores saber que también pueden fabricarse en cualquier otro tono de los casi cien en los que está disponible este avanzado material, con el objeto de personalizar cualquier estancia y favorecer la estética más creativa.

La combinación de DuPont™ Corian® con los originales marcos de latón, especialmente concebidos para mecanismos eléctricos, ofrece posibilidades ilimitadas para crear con total libertad y supone una interesante innovación: lo que actualmente se denomina un it switch, que marcará tendencia en la decoración de los proyectos más sofisticados.

La colección Vintage, creada por el equipo de diseño de FEDE, incluye además de DuPont™ Corian® otros materiales como la madera (serie Wood) o los tapizados (serie Tapestry). Esta interesante serie está disponible en marcos de hasta 4 interruptores y con un precio desde 80 euros.

Fuente e imágenes / Prensa: DuPont™ Corian®.

0

Seguro que lo que os voy a comentar hoy os suena al noventa y cinco por ciento (si no más…) de los que leéis el blog de TuManitas. Estamos trabajando con el ordenador, realizando facturas, informes, reportajes o cualquier cosa que nos suponga un esfuerzo importante, y de repente un cortocircuito o una sobrecarga hacen que el diferencial (o el ICP) del cuadro de distribución salte. ¿Consecuencias? Fatales: todo nuestro trabajo sin guardar ha desaparecido para nuestra consternación. Todavía recuerdo una ocasión en la cual perdí… ¡Veinte páginas de un documento de Word! Pero hay buenas noticias para quienes en alguna ocasión se hayan desesperado por algo parecido. Se trata de los llamados SAI o Sistemas de Alimentación Ininterrumpida, unos dispositivos (también conocidos por sus siglas en inglés: UPS) que aseguran la continuidad de la corriente eléctrica aún en caso de interrupción de la red general.

Estos dispositivos son muy prácticos y pueden generar mucha tranquilidad a todos aquéllos que trabajen con ordenadores en su propia vivienda. Una vez decidida su compra, lo siguiente es saber escoger el que necesitamos para nuestro equipo. Los parámetros en los que hemos de basarnos son la potencia (el sistema debe asegurarnos que será capaz de aportar la potencia necesaria para nuestro equipo) y la autonomía, es decir, el tiempo que el aparato puede funcionar de forma independiente a la red. Por supuesto, siempre hay que tener en cuenta que estos sistemas son puramente de emergencia y que en realidad no son lo más adecuado para trabajar, sino sólo para poder guardar y conservar el trabajo realizado durante el corte del suministro.

Los SAI se pueden adquirir a precios que oscilan entre 200 y 350 euros; en foros especializados recomiendan no invertir más dinero en uno de estos sistemas. ¿Os saldrá rentable? Eso depende de vuestra forma de trabajar (si sois o no “guardadores compulsivos”), de las condiciones de vuestro suministro eléctrico (si se corta a menudo) y de en cuánto valoréis vuestro tiempo de trabajo.

Imagen / Infoaliste.com.

Una nueva entrega de nuestros Arreglos Fáciles de Bricolaje viene a despedir la semana laboral, de cara al fin de semana y para todos aquéllos (que los hay, ¿eh?) a quienes en su tiempo libre les gusta dedicar un rato al bricolaje y las reformas caseras. Una vez más, vamos a contemplar trucos y consejos sencillos que, si bien nunca nos van a igualar con los profesionales en cuanto a rapidez, habilidad y resultados, nos ayudarán a solucionar problemas menores dentro de nuestra vivienda.

Clavar clavos y puntas
¿Alguna vez habéis intentado clavar una punta o un clavo, y ante vuestra desesperación, éstos se doblan una y otra vez sin conseguir traspasar el material? Es algo que nos ha ocurrido a todos los aficionados al bricolaje y la carpintería. Los motivos suelen ser varios: los clavos son de calidad baja o material demasiado blando, no los golpeamos bien con el martillo, el material a traspasar es demasiado duro… Hay algunos consejos prácticos que nos ayudarán. En primer lugar, sabed que existen puntas y clavos galvanizados especialmente resistentes, que no se doblan; son de color cobre oscuro (algo así como marrón rojizo), un poquito más caros que los habituales (aunque son bastante baratos) y resultan muy eficaces. Además, cuando cojáis el martillo, procurad asirlo lo más abajo del mango posible para dar más fuerza y seguridad a los golpes. Un truco más: si la madera se abre por la veta cuando claváis, dad la vuelta al clavo o punta sobre el sitio a clavar, golpead ligeramente la punta de éstos con el martillo de manera que la cabeza entre un poquito en la madera, y volvedlo a intentar.

Tipos de conductores eléctricos para la casa
Conocer el material eléctrico de nuestras viviendas es muy importante a la hora de hacer arreglos básicos. Los conductores que parten del cuadro de distribución a las cajas de las estancias tienen alma de cobre maciza y revestimiento de PVC; los que van de las cajas a los puntos de luz tienen el alma de filamentos de cobre trenzados. Los conductores se suelen clasificar por su diámetro. Los de menos de 1 mm apenas se usan y son para aparatos de muy baja potencia; de 1 a 1,5 mm, para instalaciones de iluminación; de 2,5 mm, los más empleados en los circuitos domésticos, para puntos de luz y tomas de enchufe; de 4 mm, para electrodomésticos grandes y enchufes de fuerza.

Imagen / Rennett Stowe.

Son las dos estancias que más se suelen reformar a fondo, y además, con el paso del tiempo han cobrado un increíble protagonismo. Si antes el baño era un simple lugar de aseo, y la cocina sólo era para eso, para cocinar, hoy día los baños son casi auténticos spas y zonas de relajación, mientras que las cocinas dejan espacio para comer o reunirse, y muchas veces lo comparten directamente con el comedor. La importancia de ambos espacios ha hecho que actualmente, las soluciones decorativas y funcionales se multipliquen para lograr resultados espectaculares.

En materia de fontanería, hay que saber que la normativa actual prohíbe el empleo de materiales como el plomo o el hierro galvanizado en las instalaciones de ambas estancias. Actualmente lo que se usa es el cobre, que poco a poco va cediendo terreno a los materiales plásticos, que ya hemos tratado alguna vez en nuestro post. El PVC, por su parte, es el protagonista de las redes de saneamiento. En tuberías de gas también se usa el propileno.

A la hora de instalar los sanitarios en el cuarto de baño, vigilaremos que el WC esté lo más cerca posible de la bajante; si lo situamos a más de cuatro metros, podría dar lugar a importantes atascos. La tubería que parte de la taza debe llevar siempre una ligera inclinación hacia la bajante para facilitar la eliminación de las aguas fecales; esto puede implicar el tener que subir ligeramente el pavimento.

En materia de electricidad, no hay que olvidar que debemos respetar siempre (y digo siempre) las medidas de seguridad y distancias establecidas entre los puntos de luz, los enchufes y las tomas de agua, para evitar peligrosos accidentes y descargas. Las zonas del dibujo (fuente e imagen: securibath.com) 1, 2 y 3 corresponden al espacio peligroso (donde no se deben poner puntos de luz ni enchufes), el espacio de protección (con restricciones) y al espacio libre, respectivamente.

cablesEntre tanto movimiento (y crecimiento) dentro de nuestra web, hoy os voy a dar un respiro y vamos a ver otros dos consejos de bricolaje para que los incorporéis a vuestra “agenda” particular del hazlo-tú-mismo. Daremos un repaso, que nunca viene mal, a los circuitos eléctricos de las viviendas, y para los aficionados a la jardinería os aportaré unos consejillos para cuidar los rosales. ¡Vamos allá!

¿Cuáles son los circuitos eléctricos principales de las viviendas?

La corriente eléctrica que llega desde las centrales llega al cuadro general de los edificios y de ahí pasa directamente a los contadores individuales. De ellos pasa a los cuadros de mando y distribución que se localizan en cada vivienda. El cuadro, como su propio nombre indica, se encarga de distribuir dicha corriente a los circuitos; cada uno de ellos está formado por conductores calibrados, según los aparatos a alimentar. Los circuitos son de cuatro tipos:
– De iluminación: incandescente y fluorescente. Los aparatos de este circuito tiene una potencia de entre 0 y 2.200 W, con una intensidad de 0 a 10 A, y la sección de los cables suele ser de 1,5 mm.
– De consumo mediano: para pequeños electrodomésticos: televisores, ordenadores, planchas… La potencia de los aparatos oscila entre los 2.200 y los 3.500 W y su intensidad, entre 10 y 16 E. Sección de los cables: 2,5 mm.
– De calefacción: para calefactores con resistencias (hornos, estufas eléctricas…).
– De gran consumo: para electrodomésticos grandes como lavadoras o calderas. La potencia de los aparatos oscila en este caso entre los 3.500 y los 7.000 W, y la intensidad, entre 16 y 32 A. Sección de los cables: 2,5, 4 y 6 mm.

Cuidar los rosales para mantener su belleza.

Para plantar rosales, lo mejor es buscar un lugar abierto en el jardín en el cual reciban el máximo de la luz solar posible; sin embargo, es importante también que estén protegidos de las heladas intensas y los vientos fuertes. Los rosales crecen de manera óptima en los suelos fértiles, frescos y bien drenados (no toleran el encharcamiento); si son ligeramente ácidos (PH 6,5), mucho mejor.
Cuando compres los rosales, si son de raíz desnuda, plántalos lo antes posible una vez comprados; la mejor época es desde finales de otoño hasta finales de invierno. Unas horas antes de plantarlos, sumerge las raíces desnudas en agua para que el sistema enraíce bien. Si se trata de especies criadas en contenedor, puedes plantarlas en cualquier momento del año (siempre que el suelo no esté helado o muy encharcado). Durante la primavera, haz una aportación de mantillo al rosal, esparciendo una palada alrededor de cada mata. El mantillo no debe tocar los tallos de la planta, que se podrían pudrir. Ya durante el verano (julio), puedes volver a abonar con algún fertilizante especial para rosas (de marcas como Compo o Flower). Cuando las yemas comiencen a engrosar, haz algún tratamiento preventivo para plagas (oidio y pulgones).

Imagen: Cloned Milkmen.