Albañileria
Trabajos de Albañileria

El cemento blanco es uno de los materiales más empleados en aquellos trabajos que requieran un acabado fino y pulido, pero sin renunciar a la resistencia. Especialmente empleado en trabajos de alicatado y solado, el cemento blanco adquiere su tonalidad gracias a la ausencia del óxido de hierro. Es muy utilizado en los trabajos ornamentales y también en los decorativos, puesto que si lo juntamos con otros pigmentos, podemos obtener unos coloridos resultados.

Otra curiosidad más: Se diferencia de otros cementos en el proceso de molienda, es decir, el polvo de su preparación está reducido a partículas muy finas, que aportan una textura menos rugosa y más pulida. Su similitud con la apariencia del yeso es alta, no obstante, el cemento blanco presenta una mayor resistencia.

Como particularidad adicional, una de las peculiaridades del cemento es su tiempo de fraguado, en el cual el material es manejable y se puede moldear. Por norma general, este fraguado tiene una duración de 60 minutos, en los cuales se debe aprovechar para trabajar el material. Por esto mismo, es recomendable no preparar más cantidad de la necesaria, y así no desperdiciar el material.

Imagen: 123rf.com

 

¿Pensando en revestir el suelo de tu vivienda? Independientemente de si te decides por vinilo, baldosa o moqueta, deberás contar con un suelo liso, llano y limpio. Los desniveles y socavones son los errores a subsanar más habituales  antes de iniciar cualquier trabajo de revestimiento. Te enseñamos los puntos clave para que tu nuevo suelo cuente con un resultado inmejorable. Toma nota!

Reparación de tarimas

Si la superficie que deseas cubrir es entarimada, es posible que hayas identificado alguna irregularidad en la madera. Para solucionar este desperfecto, rellena esos pequeños huecos s o fisuras con masilla especial. Después de esperar el tiempo de secado indicado por el fabricando, podrás revestir tu suelo.

Si, por el contrario, alguna lama presenta un aspecto astillado, lo más recomendable es retirarla, así eviatarás problemas mayores. Para mejorar la adherencia del nuevo pavimento al antiguo suelo, es posible que necesites lijar la superficie ligeramente, liberándola de ceras y barnices que puedan entorpecer la adherencia entre materiales.

Sustituir baldosas

Si, por el contrario, la superficie a revestir es embaldosada, hazte con un martillito para descubrir qué baldosa es la hueca. No falla, el ruído las delata. Levántalas y rellena el hueco con mortero. Sólo así comenzarás tu trabajo de revestimiento con buen pié.

El recrecido, para casos extremos

Si los desperfectos en tu suelo ocupan más del 20 % de la superficie, vas a necesitar recrecer la zona. Así, se aplica una capa de mortero en toda la superficie, igualándola y dejándola a ras.  El uso de este tipo de pasta niveladoras sueles requerir de una a dos capas, en función de la profundidad de los socavones.  Además, deberás esperar un día para que su secado sea el necesario para recubrir la superficie. Una vez finalizado este proceso, ya podrás pavimentar tu suelo.

Imagen: Estilopeques.es

0

Unos 20 cm de largo, 10 cm de ancho y 10 cm de alto son las medidas de Gunita Block, un nuevo avance en el sector de la construcción que pretende reemplazar al encofrado tradicional por un sistema más cómodo, ligero y económico. Se trata de pequeños módulos de plástico que se ensamblan unos con otros, formando muros de hormigón proyectado, sustituyendo al antiguo ladrillo y cemento. Lo cierto es que recuerda a las piezas de Lego de nuestra infancia, ¿verdad?.

En un principio, Gunita Block se concibió para la construcción de muros, pero también es útil para piscinas, pilares, arquetas….debido a que puede aguantar más de 5.000 kg.  Además, plantea un importante ahorro de costes, debido a su facilidad en montaje y desmontaje y su amplia versatilidad en cuanto a reutilizaje. ¿Te atreverías a probarlo?

Nació por un error químico, pero lo cierto es que este material de la construcción ha dado más alegrías que sufrimientos, pese a su involuntario origen. El poliuretano y sus proyectados son la base de muchas operaciones de aislamiento térmico y acústico.

Sus componentes son dos: el poliol y el isocianato. El primero, es un espumante; el segundo, un catalizador. La mezcla de ambos forma el poliuretano, confiriendo al producto una especial densidad y dureza.  Las celdas internas que componen en poliuretano están perfectamente selladas y cerradas, por lo que el material no absorbe el agua – por extensión, no hay problemas de humedad– y, además, supone un perfecto aislante térmico-acústico.

Su aplicación se puede dar en diferentes superficies, siendo las más habituales los techos, debido a sus propiedades para poder soportar las inclemencias meteorológicas. Por si fuera poco,  su aplicación hace de este material uno de los recursos más solicitados en trabajos de aislamiento. El trabajo es simple:

Tras identificar el techo que desea ser tratado, se limpia la superficie de este, dejándolo libre de cualquier sustancia de aislamiento existente, a la par que se eliminan las impurezas.

Posteriormente se rocía el poliuretano, el cual se incrusta en las moléculas que conforman la superficie. Este perfecto agarre hace que sea imposible despegarlo.

Después, se aplica una pintura elastomérica, finalizando el tratamiento.

Si tú también piensas que el poliuretano tiene unas fantásticas propiedades, incorpóralas ya a tu hogar pinchando aquí.

 

¿Te imaginas poder aislar y proteger muebles, paredes y cualquier superficie  mientras reformas? Pues ya es posible, gracias a Protefilm. Se trata de una masa que se extiende sobre las superficies que deseamos cubrir, como si de pintura se tratara. Tras su secado, se convierte en una capa aislante que impedirá el paso del polvo de obra, pequeñas piedras y otros residuos generados en las reformas.

Se puede aplicar sobre cualquier superficie, independientemente de qué material la componga: madera, acero, hierro, latón, yeso etc…Después de acabar con la reforma, Protefil se retira como si de una pegatina se tratara: basta con estirar de un ángulo y la capa saldrá de una sola pieza, con la suciedad adherida a ella.

Su secreto radica en su composición: las resinas sintéticas son la base de esa película protectora, resistente y de fácil aplicación. Así que ya sabes, si estás pensando en reformar, ahórrate los posibles desperfectos en tu vivienda!.

 

 

Todos lo sabemos, siempre que se finaliza una obra quedan manchas delatoras de las operaciones realizadas: pintado, barnizado, enyesado, cementado…y, como no, el famoso polvo de obra, aquel que los profesionales garantizan que no desaparecen hasta pasados siete meses. Y es que una reforma no sólo requiere de inversión previa, si no también posterior. De hecho, el alquiler de los utensilios de limpieza semi- profesionales, o las empresas especializadas en limpieza de obra son cada vez un perfil más demandado en nuestros días.

Y, claro está, aquí surgen dos posibilidades. O bien contratar estos servicios, o hacerlo nosotros mismos. Si optamos por esta segunda opción, deberemos conocer los diferentes productos existentes en el mercado para poder hacer frente a estas labores de limpieza. Hay varios produtos que ayudan eficazmente a que desaparezcan estas manchas de cemento, cal, yeso, óxido, como son como los decapantes  ácidos, los anticalcáreos , el quitacemento y los desincrustantes; si lo que pretendemos eliminar son manchas de barniz, cera o pintura, nada mejor que la acetona y si deseamos eliminar la grasa,  lo mejor son los desengrasantes multifuncionales, que además de económicos, son muy muy efectivos.

La maquinaria semi profesional alquilada toma protagonismo cuando la suciedad es imbatible o cuando las superficies están especialmente afectadas. Así, en función de los días de contratación, los precios ofrecidos variarán, pudiéndose encontrar interesantes ofertas si pretendemos alquilar la maquinaria durante días consecutivos.

Si, definitivamente, la tarea de limpieza es demasiado ardua y deseamos encomendarla a manos profesionales, nada mejor que confiar en las empresas de limpieza para que dejen nuestra reforma limpia como una patena. Estos profesionales se personan en la obra, donde evalúan el presupuesto y la duración del trabajo. Por cierto, en TuManitas.com contamos con un amplio elenco de profesionales dedicados a ello. ¿Quieres conocerlos?

 

Si eres [email protected] de los [email protected] que cuenta con un jardín de considerables dimensiones en su casa, seguro que alguna vez has pensado en cómo hacer un camino transitable. Los caminos en el jardín no sólo conducen  hasta el acceso de la vivienda, si no que evitan las pisadas en el césped y otorgan un toque de lo más estético a la composición general de la escena.

Opciones de qué material emplear hay varias, pero primero deberás comprobar si tu suelo es drenante. La acumulación de agua en ciertos huecos podría provocar encharcamientos y el consecuente deterioro del material, así que toma nota de estos consejos:

Losetas sin mortero: Nos referimos a losetas independientes, dispuestas en hilera. Para colocarlas, deberás retirar la parte del césped que se acumule debajo de ellas, y hundirlas en la tierra. Es un camino poco resistente, sólo apto para aquellos jardines que no son muy transitados.

www.plantasyjardines.es

 

Piedra natural: La opción más estable, pero también la más compleja. Para crear tu propio jardín de piedra, deberás cavar una zanja en el terreno y verter sobre ella mortero. Después, fijar las diferentes placas de piedra, y rellenar las juntas con mortero. Eso si, cuidado con la nivelación, esta será indispensable si deseas un efecto uniforme .

Infojardin.com

Adoquines: La opción más acertada para senderos muy transitados. Los adoquines presentan una especial resistencia a la fricción y a la humedad. Tan sólo deberás asegurarte de incorporar un poco de pendiente para liberar el agua acumulada en la superficie.

Jardnsapossessi.blogspot.com

Gravilla: La opción más sencilla de realizar, y también la más económica por su bajo mantenimiento: bastará con rastrillar la zona para evitar las acumulaciones del material y repartirlo de modo uniforme. Si te animas a crear un sendero de gravilla en tu jardín, excava una zanja, extiende una malla antihierbas y vierte sobre ella el material.

www.jardineria.pro

 

Atlas Copco presenta el nuevo martillo hidráulico HB 4100 que, según las fuentes, destaca por su bajo peso y por incremento en potencia y eficiencia frente al modelo anterior. Un menor peso y mayor potencia en un martillo hidráulico significan que se van a ver reducidos los costes de inversión y servicio: se alcanzan los mismos resultados que con un martillo convencional, pero sin la necesidad de invertir en otros recursos como la energía y el tiempo de trabajo.

Además, se ha modificado el sistema portador del martillo hidráulico para hacerlo aún más estable y resistente: La nueva cubierta del pasador de fijación de la herramienta aumenta la protección, sobre todo en la zona inferior del martillo hidráulico, la cual  debe soportar una constante fricción y un consecuente desgaste.

También se ha  reforzado, según sus creadores,  la ventana para revisiones y los huecos para las conexiones roscadas laterales. Asimismo,  incorpora una completa protección circular contra el desgaste que ha demostrado su eficacia con todos los martillos hidráulicos pesados de Atlas Copco.

¿Buscas un material alternativo para tus techos? Pues te presentamos Cyber Flex, una novedad venida de la mano de la empresa Sterling Crown, especializada en la creación de techos. Sus especialistas se han puesto manos a la obra para investigar sobre el microcemento y, finalmente, han creado unas placas de fibra de cemento y celulosa, las cuales ofrecen una gran resistencia y perdurabilidad.

 Y no sólo eso. Estos nuevos techos prometen ser ignífugos, no son conductores del calor y ofrecen una gran resistencia frente a la humedad. Además, tampoco atraen insectos o termitas, ni se agrietan. Los diferentes acabados son múltiples: decorativos, con vinilo, etc…

¿Te animas a instalarnos en tu hogar?

Imagen: www.sterlingcrown.com

 

El policloruro de vinilo, más conocido como PVC es uno de los materiales más demandados en construcción. Se presenta como un material blanco que se reblandece alrededor de los 80 ºC y se descompone a los 140 ºC. Se trata de un material dúctil – fácilmente maleable-, de gran estabilidad y resistencia ambiental. En la industria de la construcción, se presenta de dos tipos:

Rígido: tuberías, ventanas, marcos, envases…

Flexible: Pavimentos, recubrientos, techos tensados…

Las características que presentan son diversas:

– Es rentable: su coste es muy bajo.

– Cuenta con una gran resistencia, los elementos construídos a partir de este material pueden durar más de 70 años.

Ignífugo: Ni se quema con facilidad, ni se prende por sí solo.

– Se vuelve flexible sin necesidad de someterlo a altas temperaturas.

En cambio, y según las fuentes consultadas, la sobre exposición al cloruro de vinilo puede “producir daños permanenentes al hígado, reacciones del sistema inmunitario, daño a los nervios y cáncer del hígado”. Así mismo, también se desaconseja su incineración, -debido ala toxicidad del humo resultante en la combustión-.

Fuente: Wikipedia.com.

Imagen: atomictoasters.com