Nuevos pavimentos impresos

Nuevos pavimentos impresos

La rehabilitación de un pavimento es un trabajo de bastante envergadura, tanto si se trata de un suelo de interior como si es para exterior. El material que se vaya a emplear para volver a pavimentar la zona depende de muchas variables: la resistencia que se quiera obtener, el estado en el que se encuentre el suelo sobre el que se vaya a colocar, el aspecto estético, el presupuesto… Los pavimentos impresos pueden constituir una estupenda solución para este tipo de trabajos. Son económicos, duraderos y hay muchos acabados para escoger. Incluso se pueden aplicar en interiores de viviendas. Actualmente, la firma Teais ha desarrollado un nuevo producto muy fácil de utilizar y con resultados sorprendentes, perfecto para rehabilitaciones. Se llama Durimpres Rehabilitación y es un pavimento de realización in situ que se presenta en polvo para ser mezclado con agua. Una vez formado el mortero, sólo hay que extenderlo entre guías dejando un espesor medio de entre 15 y 20 m, sin necesidad de puentes de unión. Como en este caso estamos hablando de tareas de rehabilitación, cuando se va a extender sobre soleras de hormigón, es necesario primero corregir los posibles defectos y grietas que presente la base; para ello, habrá que verter previamente un mortero autonivelante que dejará la superficie lista para recibir el pavimento definitivo. Una vez extendido el producto, hay que dejarlo adquirir consistencia, pero sin que llegue a endurecerse; entonces se espolvorea toda la superficie con un desmoldante (la misma firma dispone de un producto adecuado llamado Desmol), y entonces se procede a imprimir los motivos definitivos con unos moldes de goma específicos. Los moldes se retiran para dejar al descubierto el suelo ya impreso, con la superficie imitando baldosas o adoquines. Para terminar, y una vez bien endurecido, hay que barrer el suelo o aspirarlo y proceder después a chorrearlo con agua a presión. No hay que olvidarse de marcar o cortar en él una serie de juntas de retracción; pueden hacerse en seco o cuando el producto aún no ha terminado de fraguar. También es recomendable protegerlo con una resina especial (por ejemplo, Resimpress A o Resimpress D, también de Teais). 

¿Quieres presupuestos para un trabajo como este?

SIN COMENTARIOS

Deja un comentario