¡Mamá, hay un monstruo en mi armario!

¡Mamá, hay un monstruo en mi armario!

0

¡Cuántos miedos y traumas infantiles! Dormir por las noches cuando éramos pequeños se convertía en una verdadera tortura. Había que portarse bien porque si no venía el coco…¡y qué coco! Nadie sabía ni preguntaba qué forma tenía, tan sólo era un concepto que aterraba. Para los que éramos más pillos y no nos portábamos tan bien, el calvario empezaba cuando tu hermano apagaba la luz de la mesita. Quizás dentro del armario se había escondido aquel inimaginable coco, o igual un monstruo aguardaba paciente bajo nuestra cama. Después de llamar incansablemente a tus padres, estos llegaban con el remedio para todos tus males. Un terrible objeto que bien conocías…Lo enchufaban y en medio de la acechante oscuridad, aparecía una luz roja con una cara sonriente… era peor el remedio que la enfermedad.rien

Sin embargo, los niños de ahora lo tienen mucho más fácil. Hemos descubierto esta nueva marca, Rien, que lleva a cabo una labor de lo más original. Sus armarios traen un sello certificado garantizando que ningún monstruo, ni tan siquiera el coco, se ha introducido en el mueble mientras se fabrica. Las mismas medidas han sido tomadas en el momento de su embalaje. Por lo que los niños, podrán por fin, dormir tranquilos.

Por si esto fuera poco, han diseñado una cama con visión giroscópica. Mediante la colocación milimétrica de unos espejos, tus hijos podrán ver si un monstruo está escondido debajo. Se acabó el terrible momento, aquel en el que respirabas profundamente y reunías toda la valentía que cabía en tu pequeño corazón, para bajar la cabeza por debajo del colchón. Sumado a esto, la parte baja del cabecero cuenta con dos luces leds (que no son rojas), para alumbrar el bajo de la cama.

Los monstruos no existen, lo sabemos, pero a tus hijos les encantará esta idea.

¿Quieres presupuestos para un trabajo como este?

SIN COMENTARIOS

Deja un comentario