Instalar un estanque en el jardín

Instalar un estanque en el jardín

0

Estanque jardin

Un jardín gana mucho, muchísimo, con un bonito estanque que le aporte el frescor del agua, el alegre sonido de un surtidor y el encanto de las plantas acuáticas. Incluso se le puede añadir unos cuantos peces, que además de aportar vida y movimiento actúan como “limpiadores ecológicos” alimentándose de larvas y oxigenando el agua. Colocar un estanque en una pequeña parcela de tierra no es difícil, y podéis aprovechar las vacaciones de verano para planificarlo

¿Lo instalo yo o llamo a un “manitas?

Lo primero que me gustaría recomendaros es que si no tenéis experiencia en este tipo de obras y queréis un resultado rápido y de calidad, entréis en la página de Tumanitas.com para localizar a los profesionales más cercanos a vuestro domicilio. Ellos os solucionarán la papeleta en plazos razonables y con presupuestos ajustados. Pero si sois amantes del bricolaje y los trabajos para el jardín, siempre podéis dedicar un rato a instalar el estanque de vuestros sueños. Sea como fuere, voy a daros unas pautas para que conozcáis cuáles son los pasos a seguir.

Prefabricados o con lámina de caucho

En primer lugar, buscad un rincón que tenga luz suficiente pero que no reciba el sol de pleno durante muchas horas. Conviene que esté alejado de los árboles, para evitar que introduzcan sus raíces bajo el estanque y que lo llenen de hojas secas. También es interesante que tenga cerca una toma de corriente, ya que tendréis que conectar el filtro depurador y (si queréis incluirla) la bomba para el surtidor. Los estanques pueden realizarse con cubetas de poliéster prefabricadas o con láminas de caucho impermeables, que garantizan la estanqueidad.

Excavar la tierra y pasar los cables

Las cubetas de poliéster son la elección habitual. Son económicas y os ahorran el trabajo de extender la lámina y de realizar la forma del estanque. Se instalan de forma sencilla: tendréis que señalar el perímetro de la cubeta en el terreno, así como los niveles de profundidad (si la cubeta los tiene). Luego hay que excavar la zona con una profundidad similar a la de la cubeta, más 10 cm destinados a la cama de grava. La grava sirve para drenar el agua que pueda escapar del estanque y también para asentar la cubeta. Colocadla en su lugar y verificar que está a nivel. No olvidéis pasar los cables destinados al filtro y a la bomba, enterrándolos y señalizándolos con malla plástica naranja.

Láminas, otra opción

Por último, rellenad la cubeta de agua para que se asiente bien y terminad el trabajo vertiendo tierra compactada alrededor. Ya solo queda introducir los guijarros, las macetas con las plantas y demás elementos para “decorar” el interior del estanque. Los estanques que se hacen con lámina de caucho permiten escoger formas y tamaños a nuestro gusto; se instalan de forma similar, pero es importante fijar bien la lámina con piedras y guijarros para evitar que se mueva. También tendremos que vigilar que no se rasga o agujerea durante la instalación.

¿Quieres presupuestos para un trabajo como este?