Tags Posts tagged with "huerto"

huerto

0

Últimamente se está poniendo muy de moda crear un pequeño huerto urbano, la idea nos pareció genial, por ello nos pusimos manos a la obra. El huerto urbano se basa simplemente tener a mano pequeñas plantas de las que poder tomar alimentos o especias. Es absolutamente genial ya que da un pequeño aire rural a tu piso, pero está repleto de elementos modernos que lo harán muy chic.huerto

Sin duda el lugar elegido debe de ser la cocina, ahí es donde le darás más uso. Aunque no sólo su funcionalidad es importante, su colocación aportará el verde a tu cocina, componente muy importante que por desgracia suele escasear en esta estancia. La mejor zona para colocarlo es en una repisa, si tu ventana tiene el típico descansillo interior dale uso. Por lo general, esa zona queda vacía o llena de algún trasto o papel que estorbaba en la mesa. Aunque si tienes un balcón al que se accede por la cocina, te ha tocado el premio gordo, no dudes en instalar el huerto ahí. La luz es primordial, y estas plantas suelen necesitar aire y humedad exterior.

Si tu cocina no tiene ninguno de estos elementos, no te preocupes, hay soluciones para todo. Una buena alternativa es colocar un estante de madera próximo a una ventana, este material pega y contrasta a la perfección, con el proyecto moderno que estamos construyendo.

Las plantas son tu elección, aunque recuerda que la práctica hace al maestro. No todo será coser y cantar, la agricultura necesita unas pautas. Las indicaciones sobre el agua, sombra, sol, fertilización…son imprescindibles. Conoce e infórmate sobre las semillas que pretendes plantar, cada especie es un mundo. Consideramos que las que mejor le pueden ir a un principiante serán lechugas, tomates cherry, guindillas o fresas.

Finalmente nosotros nos decantamos por introducirlas en macetas metálicas, así darán un aire todavía más urbano. Si quieres darle el toque clave, dirígete a unos conocidos almacenes suecos, allí venden unos tiestos metálicos que semejan latas de conserva. ¡Son ideales!

 

 

mini-compost-huerto

Hoy de nuevo vamos a dirigirnos a nuestros amigos los bricolajeros, pero en este caso os voy a comentar un trabajo para hacer uno mismo y con el que mejorar el aspecto de nuestro jardín o huerto. La idea es reciclar los desechos orgánicos para preparar nuestro propio compost, es decir, un sustrato totalmente natural y ecológico que servirá para abonar el terreno y conseguir que las plantas estén bien nutridas para el resto de la temporada. El compost no sólo es barato (prácticamente gratis), sino que es una medida estupenda de reciclaje, ya que hace que podamos sacar partido a los restos orgánicos de nuestra basura y poder aprovecharlos para obtener un nuevo producto útil para el jardín.

 Lo primero que hay que hacer es construir u obtener el recipiente adecuado. En los centros de jardinería y los viveros se venden las llamadas compostadoras, que son contenedores de distintos tamaños en los que la manufacturación del compost se hace en las mejores condiciones posibles. Pero puestos a ser totalmente ecológicos, también podemos fabricar nuestra propia compostadora con tablas y tela metálica. Si empleamos para su construcción maderas de desecho (por ejemplo, palés de obra: una madera estupenda y totalmente gratis), podremos fabricar un recipiente a la medida que más nos interese. Para hacerlo, se pueden poner varias tablas para forrar los laterales, o bien hacerlo con tela metálica; también hay que confeccionar una tapa de quita y pon.

 Una vez construido el recipiente, hay que colocar en el fondo una capa de unos 25 cm de espesor de residuos orgánicos. Sobre ella pondremos otra capa de material grueso natural (son perfectas las ramitas y los palitos resultantes de la poda, u obtenidos en algún bosque). Los restos y el material grueso se mezclan ligeramente y después se colocan más capas en el mismo orden, terminando con una de ramas. Se puede añadir cal a la mezcla para favorecer el proceso y evitar la acidificación; también hay productos especiales que aceleran y mejoran el compostaje.

Pasados 6 meses, hay que dar la vuelta a las capas y dejarlas fermentar unos 4 meses más. La compostadora, durante todo este tiempo, debe estar situada en un lugar a media sombra y lejos de la vivienda, para que no se note cualquier olor desagradable. Una vez pasado el tiempo de rigor, hay que extender el producto sobre la tierra, preferiblemente entre los meses de marzo y abril.

Foto: Joi.