Cosas estropeadas en casa, trucos para arreglarlas fácilmente

Cosas estropeadas en casa, trucos para arreglarlas fácilmente

bricolajeEn casa siempre hay algo estropeado, no nos solemos meter a arreglarlo por miedo a su dificultad, nos vemos perdidos en engranajes desconocidos. Y la verdad es que nuestro tiempo parece ser tan ajustado, que no hay minutos para dedicárselos. Sin embargo, tener cosas estropeadas en casa no trae buen chip y nos pone un poco de mal humor. Hoy os vamos a explicar, paso a paso, algunos arreglos que en realidad son muy fáciles de realizar.

La persiana, siempre dando problemas

Abre el cajón y saca la persiana, no es nada complicado. Límpiala barra a barra. Ahora observa el eje del cajón, en donde estaba apoyada la persiana. Si está bien alineado solo tendrás que cambiar los soportes, seguramente estén dañados y envejecidos. Coge un destornillador y saca el recogedor que tira de la persiana. Desenrolla la cuerda y tira el soporte viejo. Ahora ya puedes sacar el eje para colocar unos nuevos soportes, estos son la base para que la persiana gire bien. Atorníllalos e introduce de nuevo la persiana. Atornilla al eje y comprueba que no esté torcida.

Si sólo tienes que cambiar la cinta, ahora es el momento de hacerlo. La medida que necesitarás aproximadamente es tres veces la altura desde la caja al recogedor. Cambia la vía pasa cintas si ves que está dañada. Ve introduciendo la cuerda en el nuevo recogedor. Finalmente agujerea la cuerda para dejarla enchanchada en el tornillo y coloca el recogedor en su sitio.

Sustituir el pomo de la puerta

Desatornilla el pomo antiguo, saldrán dos partes. Coge el pomo nuevo y desármalo, tendrás dos partes también. Introduce una por un lado y hazlo encajar en la ranura que permite el juego del pestillo. Haz lo mismo por el otro lado, coloca el escudo y atorníllalo. Finalmente sólo tendrás que encajar el pomo, que suele hacer un clic al presionarlo.

Ralladuras en el parquet

Para las ralladuras que son un hundimiento tan solo necesitarás un poco de agua. Aplícala con un pincel ya que el agua es enemigo del parquet. Déjala 24 horas para que humedezca hinche un poco.

SI la ralladura es por desprendimiento utiliza una cera especial. Calienta la cera con un secador a medida que la vas introduciendo y con una rasqueta, que no sea metálica, retira el sobrante.

¿Quieres presupuestos para un trabajo como este?

SIN COMENTARIOS

Deja un comentario