Cómo ser un buen anfitrión

Cómo ser un buen anfitrión

0

centro mesa

Cuando decidimos convertirnos en los anfitriones de la fiesta por una noche, son muchos los detalles que hay que cuidar. Sin duda uno de los que más huella dejan, además de un buen banquete es la decoración de la mesa. Ponte manos a la obra, si quieres que todo salga a las mil maravillas.

La vajilla es el súmmum de una buena mesa. Las tendencias nos dicen que lo último en decoración son las vajillas de porcelana. Pero no vayas corriendo a por las de tu abuela materna, de ninguna manera buscamos ese clasicismo. Lo que triunfa ahora, son los grandes coloridos y los motivos geométricos. El tribal en la vajilla se impone este año con muchísima fuerza.

En mantelería se puede uno perder si no lleva unas buenas indicaciones. Dile adiós de una vez a ese mantel de plástico, sí, es cómodo porque no se ensucia, pero a tus invitados eso les dará igual. Así que opta por las telas sencillas, colores neutros y grisáceos marcan el ritmo esta temporada.

El centro de mesa es donde te puedes lucir más y mejor. Si quieres impresionar o simplemente te gusta cuidar los detalles, pon atención porque hoy te traemos unos muy originales. Lo primero de todo, aviso a navegantes, un centro de mesa necesita buena mano. Si no es lo tuyo, opta por comprar uno o pon unas velitas, siempre dan buen ambiente. Para los manitas ahí van nuestras ideas:

  • El verano ha llegado, usa motivos frescos y ácidos. Coge del frutero las naranjas e introdúceles una pajita cortada, en su interior mete una margarita. El olor que da es maravilloso, un truco sencillo que alegra una mesa.
  • Coge un par de botes de cristal de casa, e introduce en ellos bolas de colores, lo mejor es que sean comestibles tipo chicles. Luego adórnalo con unas flores cuyos pétalos sean blancos. Crearás un centro de fantasía y ¡además comestible!
  • Con el aroma que desprende el café todos nos sentimos como en casa. Utilízalo, coge un bonito recipiente de cristal e introduce granos de café. Puedes adornarlo con una ramita de alguna planta.
¿Quieres presupuestos para un trabajo como este?

SIN COMENTARIOS

Deja un comentario