Cemento: qué es y cómo se hace

Cemento: qué es y cómo se hace

cemento que es y como se hace

El cemento es uno de los materiales más habituales en nuestros trabajos de construcción. Se trata de un conglomerante que se forma a través de una mezcla de arcilla y caliza. Para fabricar el cemento hay que calcinar previamente ambos materiales y molerlos. La mezcla de la caliza y la arcilla en estas condiciones recibe el nombre de clinker. Posteriormente a esta mezcla, clinker, se le añade yeso y es entonces cuando comenzamos a hablar de cemento. El yeso es un ingrediente muy importante del cemento ya que es el que permite a la mezcla fraguar y endurecer. Al cemento pueden continuar añadiéndose más ingredientes para conseguir otro material diferente: el hormigón o concreto. El hormigón se realiza añadiendo al cemento grava, arena y agua. Esta mezcla se caracteriza por ser fácilmente maleable y más tarde fragua y endurece volviéndose muy dura y resistente. Hormigón es el nombre que recibe en España y parte de Suramérica mientras que en el resto de Suramérica, Centroamérica y México se lo conoce con el nombre de concreto.
Existen muchos tipos y variedades de cemento y la diferencia entre unos y otros normalmente se reduce a las cantidades y porcentajes de los materiales que se emplean en la mezcla. Obviamente cada tipo de cemento presenta diferentes índices de resistencia y durabilidad por lo que debe seleccionarse cuidadosamente el cemento que va a emplearse en cada trabajo.

Todos los tipos de cementos presentan unas cualidades muy beneficiosas para los trabajos de construcción. Todos ellos cuentan con una gran resistencia a ataques de origen químico. También nos encontramos ante un material refractario que aguanta a la perfección las más altas temperaturas. Además se trata de un buen aislante ya que es exotérmico y aguanta muy bien las bajas temperaturas. Sin embargo el cemento no es el mejor material para utilizar en las armaduras ya que a medida que pasa el tiempo su resistencia va disminuyendo y aumenta su porosidad.

El cemento ha venido utilizándose en la construcción desde tiempos de la Antigua Grecia y ha continuado su uso de manera constante durante más de dos milenios. Este hecho pone de manifiesto la extrema eficacia de este material que sigue estando muy en uso en la actualidad.

¿Quieres presupuestos para un trabajo como este?

SIN COMENTARIOS

Deja un comentario